Brasil certificó este sábado venciendo a España en la prórroga (2-1) la medalla de oro en el torneo de fútbol de los Juegos Olímpicos por segunda vez consecutiva tras Río 2016, y se une a Argentina (2004 y 2008), Hungría (1964 y 1968), Uruguay (1924 y 1928) y Gran Bretaña (1908 y 1912).

Además, la ‘canarinha’ es junto a la albiceleste la única que lo ha logrado desde que en Barcelona-92 se instauró el formato sub-23, este año sub-24 debido al aplazamiento un año debido a la pandemia.

Hungría (1952, 1964 y 1968) junto a Gran Bretaña (1900, 1908 y 1912) lideran el palmarés en el torneo de fútbol de los Juegos Olímpicos con tres medallas de oro.

DANI ALVES HISTÓRICO

Dani Alves agrandó un palmarés que ya era único en el mundo logrando uno de los títulos que le faltaban y elevó su cuenta hasta los 44.

A los 38 años, el exfutbolista de Sevilla y Barcelona, mantiene la ambición intacta. Es el medallista de fútbol más veterano de la historia. Ha jugado todos los minutos (480+ la final) con Brasil y siendo importante. Hasta la final, lidera a su equipo las estadísticas en recuperación de balón, en pases decisivos o regates bien ejecutados.

Y ejerciendo de capitán, un papel fundamental para que Brasil haya podido revalidar el oro logrado en Río 2016: “Tiene una forma física impresionante. La madurez que tiene habla por si sola; es muy experimentado y con una gran lucidez en sus decisiones. Es un ejemplo para todos los deportistas brasileños”, destacó la víspera su entrenador, André Jardine.

Un Dani Alves que tras el último partido de la fase de grupos contra Arabia Saudí bromeó al ser preguntado por EFE sobre su ilusión de competir en unos Juegos Olímpicos. “¿Me estás jubilando?”, dijo con su habitual sonrisa antes de asegurar que “los viejos rockeros nunca mueren”.

Y ese es su objetivo. Alargar su carrera lo máximo posible en busca de redondearla con 50 títulos, entre los que destaca el Mundial de Catar de 2022, una competición en la que la gloria se le resiste.

44 TÍTULOS

Y en Japón lo ha demostrado. 44 títulos, pero su ambición no acaba ahí. El boxeador estadounidense Floyd Mayweather persiguió ganar 50 peleas siendo invicto para retirarse, y Dani Alves hace lo propio. Con un objetivo entre ceja y ceja: el próximo Mundial, el título que le falta en su álbum.

“No me considero una persona vieja, voy a seguir dando guerra. Solo tengo más experiencia. Mi objetivo es ganar el Mundial de 2022, nunca lo he ocultado”, dijo recientemente.

Para ello, tras 19 años de carrera en la élite, deberá cuidar su salud. Una lesión de rodilla en mayo le tuvo un mes fuera y le impidió entrar en los planes de Tite para la Copa América, aunque por el contrario le permitió estar en plena forma para unos Juegos Olímpicos de los que sale campeón.

Alejandro Ramírez Saavedra
CEO
NOTIEXPRESSCOLOR . COM

Loading...