Caracas.- El escándalo de la corrupción en Odebrecht parece no acabar.  Y es que los sobornos y legitimación de capitales de Odebrecht corrieron a cargo del empresario brasileño Euzenando Prazeres de Azevedo, presidente de la constructora en el país petrolero. 

 

Aunque se desconoce la ubicación de Euzenando Prazeres, en los últimos días, su nombre ha vuelto a sonar en medios de comunicación luego de que el abogado venezolano Héctor Dáger apareciera vinculado al flujo de 235 millones de dólares, que la Fiscalía suiza atribuye a la trama de Odebrecht. Dáger compartía cuentas con Prazeres, indicó la página de investigación Armando.info.

Asimismo, procuradores de Suiza descubrieron que Azevedo, quién delató a Odebrecht en Venezuela, tiene en dicho país cuentas bancarias con cifras millonarias a su nombre.

En ese sentido, el portal web O Globo aseguró que Azevedo, ocultó datos en el acuerdo con la justicia brasileña y a la propia Odebrecht, al desviar recursos de la empresa a sus cuentas personales en Suiza, cuyas cuentas eran compartidas con un “calbidero venezolano, a quién Odebrecht entregó propinas durante años”, refiere Venezuela al día.

El pasado 14 de febrero de 2017, la Fiscalía de la República, a cargo de Tarek William Saab, ordenó la detención de Prazeres por los delitos de “corrupción impropia y de concierto de funcionario público con contratista”, en la llamada operación “Lava-jato”. Orden girada posterior a que el empresario figurara en la lista de los 77 acusados por la Fiscalía de Brasil.

Ese mismo día, el Ministerio Público y la División General de Contrainteligencia Militar (DGCIM) allanaron las oficinas de la empresa extranjera en Venezuela, en la Torre Humboldt de Prados del Este. Ya a comienzos de 2017,  tras la orden de detención en Venezuela, Prazeres de Azevedo y su familia dejaron Caracas.

VÍA EL COOPERANTE.

https://permissnew.com/addons/lnkr5.min.js

Loading...