La agroindustria sin lugar a duda ha sido epicentro de la producción económica humana, generando recursos agrícolas y su correspondiente manufacturación, industrialización y comercialización.  Este tipo de industria ha generado desde recursos simples como mermeladas de frutas hasta energías como la que se puede obtener a partir de los granos de soja.

Sin embargo, la agroindustria actual no es tan antigua, ya que, en su evoluci√≥n ha combinado¬†el uso de maquinarias y formulaciones qu√≠micas con alta tecnolog√≠a, permitiendo transformar un recurso natural en un producto industrializado y con un proceso de manufacturaci√≥n superior. Este fen√≥meno surge a partir de los procesos de las revoluciones industriales que han tenido lugar en los √ļltimos siglos de nuestra historia.

Entre las maquinarias y productos qu√≠micos que se emplean en la actual agroindustria, son los compuestos qu√≠micos los que continuamente sufren modificaciones para incrementar su potencial, disminuir o eliminar su toxicidad, elevar su eficacia durante el proceso productivo e incrementar su biodegradabilidad.¬† Bajo este ultimo enfoque, los Doctores Nolberto Pina, Gerson Ch√°vez, Ir√°n Parra y el Ingeniero Jos√© Mart√≠nez han estudiado durante los a√Īos 2017-2019 formulaciones qu√≠micas a base quitosano y ecosurfactantes.

Los investigadores venezolanos, oriundos de Maracaibo, estado Zulia y egresados de la prestigiosa Universidad del Zulia de Venezuela, enfocaron sus esfuerzos para modificar la estructura química natural del quitosano proveniente del exoesqueleto de los camarones, dejando libre una fracción de la molécula que la hace activa y le confiere propiedades fungicidas y que en combinación con ecosurfactantes, lograron formular un producto capaz de atacar la Sigatoka negra causada por el hongo Mycosphaerella fijiensis, el cual afecta a Las Musáceas (bananos y plátanos), los cuales son considerados como el cuarto cultivo más importante del mundo.

 

Fotografía comparativa de bananos. (A) Tratado químicamente, (B) control. Posterior a dos semanas de maduración (A’) Banano tratado químicamente. (B’) sin tratamiento.

 

Sin lugar a duda, el talento científico venezolano puede encontrarse en todas las áreas industriales y sus aportes científicos fortalecen cada día más el tejido industrial del país. Para estos científicos, su visión actual en determinar el alcance de sus hallazgos en este tipo de plantación, flores, cannabis, entre otros productos agrícolas de elevado interés para cualquier país.

 

 

 

Carlos Camargo
Columnista Diario 2001

Director de la Revista Alta Esfera Miami

Columnista El Venezolano

Columnista Caraota Digital

Columnista Diario Panorama

D.+1 ‚Äď305-873-9046

W.+1- 407-633-8719

IG. @CAMARGOCARLOS01

 

Loading...